FORTUNA WEB

Youtube

G Plus

Facebook

Twitter

 

Negocios

28/05/2011

Quieren que DirecTV y Cablevisión tengan más competidores

Aprueban pliegos para concursar el servicio de televisión paga. Roggio, Claro, cooperativas y sindicatos entre los interesados.
MARIOTTO. El titular de la Afsca abre el juego y está en campaña.
MARIOTTO. El titular de la Afsca abre el juego y está en campaña.
MARIOTTO. El titular de la Afsca abre el juego y está en campaña.

Por Ana Falbo *

El Gobierno aprobó ayer los pliegos de bases y condiciones para adjudicar licencias a nuevos prestadores de televisión por cable y satelital. A través de la Resolución 432/11 la Autoridad Federal de Servicios de Comunicación Audiovisual (Afsca) abre el juego a nuevos competidores en el segmento de la televisión paga satelital, espacio que no se abría desde hace 11 años y que domina DirecTV con más de un millón de clientes en el país.

Fue en 2000 cuando se decretó en forma transitoria la suspensión de la venta de pliegos en lo que es televisión por cable y por satélite, pero, debido a sucesivas prórrogas, trabó el ingreso de nuevos competidores en el mercado.

Recién en abril de 2009, el Comité Federal de Radiodifusión (Comfer) permitió, a través de la Resolución 275/09, la venta de pliegos para brindar servicios de televisión por cable que compitieran con las operadoras existentes en el mercado, que eran Cablevisión y Multicanal –antes de la fusión–, Telecentro y Supercanal. Se vendieron cien pliegos en ese entonces. Dos años después, no aparecieron nuevos competidores.

Con los pliegos lanzados ayer, el Gobierno no sólo les abre las puertas a las sociedades anónimas para ingresar en el negocio. También a las personas jurídicas sin fines de lucro, como las organizaciones no gubernamentales y sindicatos.

Luis Lázaro, coordinador general de la Afsca, afirmó que “los principales interesados son las cooperativas de servicios públicos, que la nueva ley habilitó”.

En el sector se mencionan varios interesados. Metrotel, la firma de telecomunicaciones del Grupo Roggio, podría usar su infraestructura en la Ciudad de Buenos Aires para dar el servicio a clientes finales o alquilarlo a otros proveedores sin infraestructura.

Entre los interesados también estarían los hermanos Bandiera, dueños de Cable de Salta y Cablehogar de Rosario. Ya tienen un pedido en Buenos Aires y es probable que soliciten licencias en otra ciudad del interior.

Claro también se encontraría entre los interesados, según se afirma en el mercado.

Los nuevos pliegos tienen un costo de $ 1.000 para concursar en localidades de hasta 3 mil habitantes, pero llega a los $ 100 mil para las ciudades de más de 2 millones de habitantes. Para concursar en el segmento satelital hay que invertir $ 500 mil.

Especial para Diario Perfil

28/5/2011

Archivado en: , ,

 

 

Expertos