FORTUNA WEB

Youtube

G Plus

Facebook

Twitter

 

Editor

08/06/2012

El combo Big Mac aumentó 26%, igual que la inflación no oficial

Era el producto más vendido de McDonald's, controlado por la mirada de Moreno, pero tras meses de tener el precio congelado tuvo que ajustarse. Pasó de costar $ 21 a $ 26,5 en los locales de la cadena y la hamburguesa doble sola bajo de $ 21 a $ 19.
guillermo_moreno_big_mac

El combo Big Mac de McDonald’s tuvo su precio al público congelado durante mucho tiempo y eso lo llevó a ser la hamburguesa más popular de la cadena de fast food, en la Argentina y en todo el mundo. Pero la empresa local no pudo sostener su valor fijo y ahora lo ajustó un 26,2%, con lo que pasa  de $ 21 a $ 26,5. Pero si sólo se compra la hamburguesa doble con cebolla, pepino y mayonesa sin las papas fritas y la gaseosa, está dos pesos más barata que antes, se vende a $ 19.

Durante todo el tiempo en que el precio del combo se mantuvo freezado, bajo la mirada atenta del secretario de Comercio, Guillermo Moreno, la cadena de comidas rápidas lo fue quitando de las gigantografías de sus promociones, ya que por ser su oferta más económica, frente a la más cara que duplica ese valor, se transformó en un boom de ventas, incluso en combo.

Así y todo continúa en valores accesibles frente a otras opciones de la cadena, como el combo Angus Taste que cuesta $ 45 o el Angus Bacon a $ 46; está más cerca del McNífica ($ 37), el Cuarto de Libra ($ 36), el Triple Mac ($ 37) y a sólo $ 8,5 que la Cajita Feliz ($ 32).

El Big Mac es el sandwich usado durante años en todo el mundo por The Economist para elaborar un índice global de costo de vida, que en la Argentina, pese a la inflación real y no la que marca el INDEC, mantuvo su precio quieto en los últimos años.

Era importante que así fuera, ya que su valor era parte del relevamiento local del Indice de Precios al Consumidor (IPC), que publica el instituto de estadísticas local, y para que el país no desentonara en los ránkings internacionales que toman a esta hamburguesa de McDonald’s, que vende 50 mil millones de unidades al año,  como parámetro de la variación de precios al consumidor en cada lugar, es decir, la inflación.

A principios de este año,  el semanario británico advirtió como el índice Big Mac daba a la Argentina un buen lugar en el ránking global, aunque señalaba que a nivel local  se mantenía su precio para no influir sobre el IPC local. También fue motivo de una nota en The New York Times, con el título Ataque al Big Mac de Argentina.

El último relevamiento del índice Big Mac ubicaba a la Argentina en el séptimo lugar mundial de los países con el Big Mac más caro (US$ 4,64) , pero ahora subirá tres lugares para situarse en el cuarto puesto (US$ 5,90), más arriba que Brasil donde se vende a US$ 5,68.

Habrá que ver si este aumento tiene la aprobación de Moreno o si el secretario de Comercio empezará con McDonald’s una batalle de precios como la que llevó adelante con Shell y otras empresas en el pasado.

8-6-2012

Archivado en: , , , , ,

 

 

Expertos