FORTUNA WEB

Youtube

G Plus

Facebook

Twitter

 

Economía

29/08/2012

AFIP implementa código QR para denunciar a comercios evasores

Mediante un código de mancha, que sólo pueden "leer" los smartphones, los clientes podrán conocer y fiscalizar el comportamiento del local. A cuántos contribuyentes afecta y en qué fecha entra en vigencia.
Pizarra restaurante QR

Los códigos de respuesta instantánea (QR o códigos de mancha) lograron posicionarse como el principal contacto entre empresas y consumidores a través de los smartphones, publicó FortunaWeb el 18 de mayo pasado.

Esa tendencia, cada vez más utilizada en EE.UU. y Europa todavía asoma tímidamente en la Argentina, pero el titular de la AFIP, Ricardo Echegaray, parece que leyó la nota y se le ocurrió una idea en torno a ella.

En tren de buscar el compromiso con el pago de impuestos y con la ayuda de los ciudadanos, podría transformar a los usuarios de teléfonos inteligentes en “fiscales” impositivos o, al menos, en asistentes de los inspectores del organismo público.

La AFIP informó este martes que instrumentará desde el 1º de noviembre un sistema de fiscalización que actuará con el código “QR”, que  le permitirá a los consumidores activar denuncias en tiempo real ante posibles irregularidades en la entrega de facturas y a los comerciantes disminuir la cantidad de formularios en exposición en sus locales.

“Este es un sistema revolucionario que cambiará la vida de los argentinos”, enfatizó el titular de la AFIP, Ricardo Echegaray, durante el acto de presentación del sistema.

Los comercios deberán solicitar su código “QR” -o código de mancha- a la AFIP, que deberán exponer en sus vidrieras o caja en reemplazo del actual formulario 960 “Exija su factura”.

Con este código visible o data fiscal (como lo llamó Echegaray), a través de un smarthphone o celular inteligente, los clientes podrán conocer el comportamiento fiscal de los comercios (que no esté amparado por el secreto fiscal), antes de consumir los bienes o servicios del negocio.

En caso de detectar inconsistencias, los consumidores podrán denunciar ante el fisco las irregularidades impositivas y/o previsionales advertidas (por ejemplo, menor número de empleados del presuntamente declarado, algo difícil de conocer y comprobar por el público, por cierto) mediante los teléfonos en forma gratuita y en tiempo real.

A su vez, los inspectores podrán acceder a la información que necesitan para su tarea de control, evitándole al contribuyente el manejo de formularios en las instalaciones del negocio, aunque “poniéndolo en guardia” de seguro frente a todo cliente que ingrese con su smartphone en la mano.

“El sistema entrará completamente en vigencia a partir del 1° de noviembre”, informó Echegaray aunque explicó que, dado que serán casi tres millones de contribuyentes los que deberán implementar el sistema, se efectuará con vencimientos escalonados durante octubre.

28-8-2012

Archivado en: , , , , , , ,

 

 

Expertos