FORTUNA WEB

Youtube

G Plus

Facebook

Twitter

 

Economía

09/11/2012

Nueva audiencia de Argentina con fondos buitre

Reunión clave en Nueva York para intentar que el país pague a los bonistas que no ingresaron al canje.
THOMAS GRIESA. Juez de Estados Unidos.
THOMAS GRIESA. Juez de Estados Unidos.
THOMAS GRIESA. Juez de Estados Unidos.

La Justicia de Estados Unidos convocó para a una reunión en Nueva York con los representantes legales de la Argentina y de los bonistas que no ingresaron al canje de deuda.

La intención del juez Thomas Griesa es que comience a delinearse un plan de pagos a aquellos bonistas que no se sumaron a los canjes de 2005 y 2010, aunque el Gobierno argentino insiste que no hará lugar a los reclamos de esos inversores.

Técnicamente se deberá comenzar a definirse cómo sería el prorrateo del pago a los fondos buitre, y por otro lado, si el fallo tiene alcance a los intermediarios, los agentes de pago como el Bank of New York. Hace dos días, Elliott, el fondo del cual es dueño el magnate y top ten contribuyente republicano Paul Singer, y que tiene entre sus fondos a NML, uno de los buitre de la Argentina, pidió acelerar los plazos de definición, a raíz de declaraciones recientes oficiales sobre la negativa del Gobierno a abonar a los fondos buitre.

Vale recordar que el fondo NML-Elliot es que logró retener la fragata Libertad en Ghana. En los reclamos también están los fondos Dart, Aurelius, Paster, Blue Angel y una docena de ciudadanos argentinos.

Por su parte, el ministro de Economía, Hernán Lorenzino, viene advirtiendo con insistencia que “no van a pagar un solo dólar a quienes no ingresaron al canje”.

Esta mañana, el embajador de la Argentina en los Estados Unidos, Jorge Arguello, aseguró que los argentinos “les seguiremos haciendo frente” a los fondos buitre, a los que calificó de “especuladores que apuestan a la usura”. El diplomático se expresó así en una carta abierta que dirigió a Paul Singer, director del fondo buitre NML-Elliot, que en una carta a inversores aludió “con desdén al embargo ilegal de la fragata Libertad”, según dijo.

“Singer expresó que ‘no compramos deuda argentina para quedarnos con un barco demasiado grande para navegar en Long Island’. Aparte la burla, eso es sabido: él y sus amigos ´inversores´ compraron esos títulos con nuestra economía moribunda de 2001 para litigar y obtener después por el valor nominal lo que consiguieron por monedas”, sostuvo Arguello.

9-11-2012

Archivado en: , , , ,

 

 

Expertos