FORTUNA WEB

Youtube

G Plus

Facebook

Twitter

 

Economía

20/02/2013

Preparan un semillero económico oficialista para defender la gestión

Las universidades de Quilmes, San Martín, Moreno y Tres de Febrero forman técnicos con programas afines al Gobierno. Cómo es el proyecto de La Cámpora en los claustros.
En red. Página de Facebook de La Cámpora en la Unqui.
En red. Página de Facebook de La Cámpora en la Unqui.
En red. Página de Facebook de La Cámpora en la Unqui.
En red. Página de Facebook de La Cámpora en la Unqui.

“Hay que hacer entrar al pueblo y la calle a la Universidad”. La frase de Cristina Fernández de Kirchner es el lema del armado académico oficialista que se expande en las casas de estudios del país y, en particular, del conurbano bonaerense.

El Gobierno apunta a generar un semillero de economistas que se sume a las batallas culturales del kirchnerismo y deje atrás la “ortodoxia neoliberal”. Hay que “defender el modelo”, en tiempos de debates ásperos, tanto en la política como en los medios, como se vio esta semana con acusaciones cruzadas entre Jorge Todesca, Agustín D’Attellis, Roberto Feletti o Carlos Melconian, exponentes de distintas visiones sobre la economía.

Así, en las universidades, por estos días, trabajan sobre la agenda que impone el Gobierno, que el año pasado incluyó la nacionalización de YPF, el nuevo orden emergente internacional, la administración del comercio exterior, la reforma de la Carta Orgánica del Banco Central o la cultura del dólar, todos desde puntos de vista que replican el discurso oficial.

Uno de los nuevos exponentes de la academia kirchnerista es la Universidad Nacional de Quilmes, donde La Cámpora ganó las últimas elecciones a fines del año pasado, aunque con denuncias. “El día de la Asamblea llegaron en micros con banderas. Muchos eran pibes que no habíamos visto nunca”, relató un estudiante.

El área de Economía de la casa de estudios está a cargo de Alejandro Villar y el segundo y director de la carrera de Comercio Exterior es Miguel Giudicatti, quien ya piensa en un lugar de “proyección política”, según mencionó a sus colaboradores de la universidad. Mientras tanto, se reforman planes de estudio y se crean nuevas carreras, como la Licenciatura en Desarrollo Económico, con un contenido “fuertemente sesgado a la agenda neo-desarrollista”, según explican en la universidad.

El kirchnerismo ya se nutre de cuadros de universidades públicas. En sus orígenes, el oficialismo tomó como base económica el trabajo del Plan Fénix de la Universidad de Buenos Aires. Además, hoy hay varios asesores y ex funcionarios a cargo de cátedras y áreas de estudio, como Enrique Dentice, cabeza económica de la Universidad de San Martín junto al ex secretario de Política Económica, Martín Abeles, mientras que otro ex viceministro, el actual diputado nacional por el Frente para la Victoria, Roberto Feletti, hace lo suyo desde la Universidad de Tres de Febrero. Uno de sus ex colaboradores y referente de la Gran Makro, Alejandro Robba, sienta las bases desde la Universidad de Moreno.

Detrás de ese avance, hay todo un proyecto especializado: La Cámpora Universidad.  Al frente del armado del “Proyecto Nacional en las Universidades” está Anabella Lucardi, una militante sub-30 que cree en articular desde las casas de estudio “las necesidades y problemas sociales y económicos con la producción científica y técnica”, a tono también con la retórica oficialista.

Publicado en la edición Nro. 755 de Diario PERFIL.

Archivado en: , , , , , , , , , , , , , ,

 

 

Expertos