FORTUNA WEB

Youtube

G Plus

Facebook

Twitter

 

Editor

23/01/2014

El Club de París le dará el sí a la Argentina sólo si participa en FMI

Los países miembro no firmarán un acuerdo sin la intervención del organismo monetario. El Gobierno tiene hasta el 25 de marzo para responder si acepta o no.

kicillof club de paris interna

Los cinco países a los que se les debe dinero -Alemania, Japón, Holanda, Gran Bretaña y Austria-, agrupados en el Club de París, informaron que la propuesta argentina es viable, pero sólo si el Fondo Monetario Internacional (FMI) participa en el acuerdo. La Argentina tiene ahora hasta el 25 de marzo para resolver si acepta o no esta condición, indispensable si lo que se busca es renegociar la deuda en default de unos u$s10.000 millones.

El Club de París estaría dispuesto a avalar la propuesta acercada la semana pasada por el ministro de Economía, Axel Kicillof. Sólo aceptaría una mínima revisión del artículo IV de su estatuto pero, fuera de este punto, en términos generales estaría de acuerdo con la renegociación sugerida. Ésta consta de un pago al contado de u$s2.000 millones, en 12 meses a partir de la firma del acuerdo, y un plan de cancelación en cuotas por un período de 15 años -así lo dice el estatuto del organismo- más la posibilidad de cancelar pagos por inversiones directas de empresas que reciban créditos del Banco de Desarrollo Europeo, informó Ámbito Financiero.

El equipo argentino, del que participan -además de Kicillof- el embajador ante la Unión Europea (UE), Hernán Lorenzino, y el coordinador de la Unidad de Reestructuración de la Deuda Externa, Adrián Cosentino, tiene 60 días para contestar si acepta o no la participación del FMI en el acuerdo.

Si la respuesta es que no, el 25 de marzo, cuando vuelva a reunirse el Club de París, la decisión argentina será presentada a los países de su directorio por el titular, Ramón Fernández, y la secretaria general, Clotilde L’Ángevin. De los 19 estados miembro, 16 son acreedores. Dado que se espera que la reacción de los mismos sea la de rechazar la no intervención del FMI, se discutirá si se continúa o no con las negociaciones.

En este hipotético caso, lo que sigue es pedir al país deudor que, al menos, acepte las reglas del artículo IV.

Fuentes de los negociadores argentinos afirman que hay que esperar hasta el 13 de febrero por alguna novedad. Ese día se conocerá el índice de inflación IPCNu, que reemplazará al IPC de Guillermo Moreno y que llevó a la “moción de censura” del Fondo. Desde Buenos Aires especulan que si este índice es positivo, y si el organismo dirigido por Christine Lagarde da un aval al menos indirecto, la Argentina aceptaría en marzo o abril la intervención del FMI. En tanto, fuentes del Club de París estiman que sólo así se cerrarían las negociaciones.

Las discusiones quedan ahora en manos de Lorenzino y Cosentino, mientras que en representación de los países acreedores se sentarán a la mesa Anthony Requin, secretario para las negociaciones multilaterales. Si el tema avanza, se sumarían L’Ángevin y Fernández.

Los países que más presionan para que el FMI intervenga son Alemania y Japón. En tanto, el Club de París reza, en sus “principios y compromisos”, que “el deudor debe tener un programa en curso con el FMI”. Más adelante, explica que para otorgar préstamos o renegociar deuda se tiene en cuenta “el período durante el cual el acuerdo con el FMI muestra una necesidad de financiación”.

El Fondo ocupará el lugar de “representante de una institución internacional”, con el mismo estatus que el Banco Mundial o la OCDE, por ejemplo. Esta intervención directa incluyó la reunión de ayer.

FUENTE: http://www.ambito.com/diario/noticia.asp?id=725600

23-01-2014

Archivado en: , , , , , , , , ,

 

 

Expertos