FORTUNA WEB

Youtube

G Plus

Facebook

Twitter

 

Cepo Cambiario

18/02/2014

En Nueva York prevén que el dólar oficial superará los $10 en julio

Los inversores prevén que la divisa extranjera cotizará un 30% más que en la actualidad. La inflación, la causa.
1018_dolar_990_ced

1010_dolares_504_ced

Los NDF de la Argentina (Non-Deliverable Forward), contratos que se negocian en Nueva York, estiman que la Argentina podrá tener, luego del Mundial, un dólar a $10,05, un 30% más caro que el que se encuentra hoy en plaza.

Estas previsiones son el resultado de los contratos de dólar a futuro que se negocian en el exterior. Si bien hoy reflejan que se moderaron las expectativas de devaluación que se mantenían a finales de enero, aún eligen protegerse ante un eventual gran ajuste cambiario que podría llegar en el segundo semestre, informó Ámbito.com.

Los NDF son un termómetro de lo que el mercado estima respecto del tipo de cambio local, debido a que no ejerce sobre ellos influencia el Banco Central como sí ocurre con los que operan dentro del país, el Mercado Abierto Electrónico y el Rofex. Así, las previsiones extranjeras del año pasado fueron mucho más certeras que las argentinas sobre lo sucedido en los últimos meses. Ya en mayo del año pasado los inversores de Nueva York habían empezado a suscribir estos NDF para protegerse de un ajuste que, estimaban, llevaría al dólar a $7,25 en diciembre de 2013 y a $8,30 en mayo próximo.

Si bien los precios de estos derivados cayeron tras el 27 de enero, cuando el Gobierno subió de manera súbita el tipo de cambio y liberó la compra de divisas a los ahorristas, continúan elevadas las expectativas de devaluación para el segundo semestre. Según los inversores, hacia finales de julio el dólar oficial llegará a $10,05, mientras que para febrero de 2015 esperan uno a $12. Se trataría de una devaluación semestral de un 23% y anual de un 35 por ciento.

Estas previsiones señalan que la calma actual del mercado es transitoria y que la fuga de reservas sólo responde a la obligación que ahora tienen los bancos de desprenderse de sus dólares. Pero, hacia el segundo trimestre del año, todo quedaría en suspenso con la fuerte venta de dólares del agro –las cerealeras se comprometieron a liquidar u$s27.000 millones-.

Las estimaciones de Nueva York están en línea con las que la calificadora de riesgo Moody’s difundió días atrás. Ésta aseguró que la habilitación de la compra de dólares para tenencia no alcanzó para disipar las dudas sobre la economía argentina y que, por el contrario, “perpetuará la incertidumbre y exacerbará la ansiedad”.

Para ellos, la inflación persistente es la que golpeará la competitividad cambiaria y forzará al Gobierno a nuevas devaluaciones. Desde el propio Ejecutivo deslizan que, en el mejor de los casos, se cerrará el 2014 con un 30% de inflación.

FUENTE: http://www.ambito.com/diario/noticia.asp?id=729086

18-02-2014

Archivado en: , , , , , ,

 

 

Expertos