FORTUNA WEB

Youtube

G Plus

Facebook

Twitter

 

Economía

25/02/2014

Aprobado: US$ 5 mil millones de indemnización por YPF

Repsol anunció el acuerdo y Kicillof brindó detalles del pago. Bonos y una millonaria "solución amigable".
ypf-repsol destacada

ypf-repsol destacada

El Consejo de Administración de Repsol anunció esta tarde la aprobación de la “solución amigable” alcanzada con el gobierno nacional, por el cual la Argentina “reconoce el derecho de la compañía” a percibir cinco mil millones de dólares como compensación a la expropiación del 51 por ciento de las acciones de YPF.

Según informó Repsol en un comunicado, la Argentina atenderá las “garantías para su pago efectivo”, la “renuncia a nuevas reclamaciones” y ambas partes al “desistimiento” de las acciones judiciales y arbitrales interpuestas. La petrolera española precisó que el “acuerdo” deberá “ser ratificado por la Junta General de Accionistas (de la empresa) y por el Honorable Congreso de la Nación Argentina”.

El acuerdo entre el gobierno nacional y Repsol incluye una cláusula que establece una “garantía adicional” por la cual la Argentina “reconoce que en caso de restructuración, o de incumplimiento del pago de los títulos, Repsol tiene derecho a acelerar la deuda, y reclamar en arbitraje internacional” de una comisión de la ONU “las cantidades pendientes de pago hasta alcanzar los 5.000 millones de dólares”.

Asimismo, según la empresa española, “la deuda de la Republica Argentina frente a Repsol se dará por saldada con el cobro total de la misma, ya sea con la enajenación de los bonos o con el cobro regular de la deuda a sus respectivos vencimientos”. “El acuerdo de compensación estará protegido por el Acuerdo de Promoción y Protección de Inversiones entre España y Argentina”, se informó.

Por su parte, en una conferencia de prensa brindada en el palacio de Hacienda, el ministro de Economía Axel Kicillof dijo que se imitirán nuevos bonos para el pago. El convenio de “solución amigable” entre la Argentina y Repsol estipula que el Gobierno le entregara a la petrolera española títulos de deuda pública en dólares, algunos emitidos y otros a emitir.

Según señaló Kicillof, se trata de una “posible emisión complementaria, en caso de que la cartera no complete durante los 90 días previos, en promedio, un valor de mercado de 4.760 millones de dólares, sin superar el tope de 6.000 millones de valor nominal”.

La composición de los bonos afectados es la siguiente:

1) Un paquete fijo, por un valor nominal de 5.000 millones de dólares VN, compuesto por Bonar X (500 millones de dólares), por Discount 33 (1.250 millones de dólares) y por Bonar 2024 (3.250 millones de dólares).

2) Un paquete complementario, por un importe máximo de 1.000 millones de dólares VN, compuesto por Boden 2015 (400 millones de dólares), Bonar X (300 millones), y por Bonar 2024 (300 millones de dólares).

Según señaló Repsol, el valor de mercado “se calculará tomando como referencia las cotizaciones recibidas de entidades financieras internacionales”.

También explicó que “el orden de entrega de los bonos complementarios será el antes citado, de manera que Repsol recibiría primero los bonos de vencimiento más próximo, hasta los límites indicados para cada uno de ellos”.

Ambas partes, explicaron que la deuda “se considerará saldada”, a medida que se vaya produciendo su cobro regular a su respectivo vencimiento o por la enajenación de los bonos bajo la modalidad jurídica “pro solvendo”. En tanto, Economía precisó que “Repsol devolverá a la República Argentina cualquier importe obtenido por la enajenación de los títulos públicos o su cobro regular que supere los 5.000 millones de dólares, deducidos gastos e intereses”.

Archivado en: ,

 

 

Expertos