FORTUNA WEB

Youtube

G Plus

Facebook

Twitter

 

10/11/2014

El plan de Vanoli para forzar a los bancos a que den préstamos

El titular del Banco central planea nuevas medidas que buscan limitar a entidades bancarias.
Alejandro Vanoli
ALEJANDRO VANOLI.

El Banco Central avanza en un plan que busca expandir el crédito, reducir excesos en la rentabilidad de los bancos y mejorar los servicios financieros para los usuarios.

Según adelanta el diario Ambito Financiero, para comienzos de 2015 planean establecer cupos obligatorios para que las entidades destinen créditos a “minipymes”; disponer encajes diferenciados para incentivar el otorgamiento de líneas a la producción (o castigar a aquellas destinadas al consumo); o habilitar la operación de cajas de crédito en algunos puntos del interior del país.

Cualquiera sea el caso, la nueva regulación que planifican buscará forzar a los bancos a prestar con bajas tasas de interés y asumir costos.

El puntapié fue dado por el propio Vanoli la semana pasada durante una conferencia que dictó en la Universidad Nacional de Moreno: “Hoy el spread bancario es mucho mayor en las provincias más alejadas, donde hay menos competencia. Si bien se ha ganado bastante en este sentido, todavía queda mucho por hacer. Buscamos que las entidades financieras trabajen con menores costos y menor spread, con más eficiencia, pagándole más al ahorrista y prestando más montos y en mejores condiciones financieras a quienes deben tomar el crédito”, dijo ante unos 200 alumnos.

“Se han tomado muchas medidas para la colocación de sucursales y de cajeros automáticos a lo largo y a lo ancho de todo el país. Vamos a aplicar herramientas de política monetaria y financiera, como franquicias y encajes diferenciales, para hacer que el sistema financiero llegue a todos y en mejores condiciones”, dijo Vanoli en la Universidad.

Archivado en: , , ,

 

 

3 pensamientos en “El plan de Vanoli para forzar a los bancos a que den préstamos”

  1. ¡No me hagan reir! Siempre que salió,_forzado o voluntario_ cualquier decreto o sistema para que los bancos prestaran a emprendedores, Si, prestan; pero los requisitos que piden sólo pueden ser cubiertos por empresas o personas que ganan tanta plata que no pedirían las monedas que prestan.

  2. Este Vanoli …, Piluso era más divertido !!!
    En el modelo bancario argentino los bancos no prestan …, sólo cobran por servicios.
    Basta ver como se financia, por ejemplo, el mercado inmobiliario acá y en otras partes del mundo.
    No existe ese mercado institucionalizado local, el “ladrillo” se mueve en forma totalmente informal, y en negro, con “los pozos” de fideicomisos e inversionistas fantasmas con el dinero del yuyo.
    Algo tan sólido como una silla de telgopor.
    Si los propietarios del fideicomiso no le dan los números y levantan vuelo con lo recaudado, como puede llegar a pasar con la caída actual y las perspectivas a mediano plazo, les van a decir “broche viejo” porque van a dejar el tendal …
    Todo ese mercado es en negro, hasta zonas como Nordelta, Pilar y similares con valores en negro, propietarios monotributistas y terrenos baldíos por años para ARBA.

  3. Y mejor que la banca no preste !!!
    Antes del fin de la convertibilidad la banca privada que pertencía a los mismos grupos les prestó, en épocas de escases de créditos por la recesión, todos los verdes depositados por doña Rosa, mientras los “visionarios gurues” pagos le aseguraban en los medios que con el recontrablindaje y el megacanje estaba todo pipí cucú.
    Las empresas amigas prolijamente lo giraron al exterior, en cantidades de divisas que eran sospechosas por la situación económica reinante.
    La banca ya sin liquidez pidió redescuentos masivamente hasta que la situación fue insostenible y el último jueves de Noviembre del 2001 por la noche en la reunión semanal del BCRA apretaron al Mingo varios popes privados de cuatro bancos grandes, y el pelado se iluminó sacando el corralito.
    A doña Rosa le devolvieron a $1,40 y el grupo concentrado de empresas que sacó todo afuera, gracias a MendiCuren devolvió luego $1 por cada dólar que dormía en las Caimán.

Los comentarios están cerrados.