FORTUNA WEB

Youtube

G Plus

Facebook

Twitter

 

Economía

11/05/2017

La creación destructiva

Por Agustín Etchebarne | "En Argentina no nos gustan las quiebras, pretendemos sostener eternamente a empresas anquilosadas, improductivas, que tienen viejas tecnologías y ninguna posibilidad de competir en el mundo. "

En 1998 Kodak tenía 170.000 empleados y vendía el 85% de las fotos en papel del mundo entero.  Pero en 2012 la fotografía digital la hizo entrar en el capítulo 13 de la ley de quiebras. Finalmente emergió como una nueva empresa mucho más pequeña y con muchos menos empleados. Los empleados despedidos naturalmente fueron a trabajar a las empresas más productivas, tal vez a Appel, Google, FCBK, que antes no existían. Ese es el proceso natural del capitalismo: la destrucción creativa, tal como lo explicó Joseph Schumpeter.

En Argentina no nos gustan las quiebras, pretendemos sostener eternamente a empresas anquilosadas, improductivas, que tienen viejas tecnologías y ninguna posibilidad de competir en el mundo. Pero lo que no comprendemos es que la protección a estás viejas empresas -con subsidios, aranceles o prohibiciones a las importaciones, créditos blandos, etc.- inhiben u obstruyen el nacimiento de nuevas empresas, porque transforman a la Argentina en un país caro, no competitivo. Producen el mismo efecto que los sindicatos aumentando los salarios por encima de la productividad, matando el nacimiento de nuevas empresas más productivas.

El temor al cambio es natural en el ser humano, pero tiene un costo enorme, nos obliga a arrastramos en la pobreza de un país cada vez más retrasado contra un mundo que cambia cada vez más rápido.

Dos notas finales: la primera es que las empresas viejas (de más de 7 años de antigüedad, en conjunto, no crean empleos, y si crecen lo hacen destruyendo empleos (absorbiendo a un competidor, por ej.). En EEUU las únicas empresas que crean nuevos empleos son las jóvenes.
Segundo, en una economía aferrada a lo viejo, a los jóvenes les resulta más difícil conseguir empleo. Los viejos se aferran a sus ganancias y a sus privilegios, los jóvenes son quienes tienen que liderar un cambio hacia la libertad y el progreso.

AgustinEtchebarne_2Agustín Etchebarne es economista especializado en Desarrollo Económico, Comercialización Estratégica y Mercados Internacionales, además de profesor de ESEADE y de la Universidad de Belgrano. Es Director General de la Fundación Libertad y Progreso. Twitter: @aetchebarne

 

 

5 pensamientos en “La creación destructiva”

  1. Cuando el estado se transforma en el salvador de todos los inútiles y obsoleto métodos políticos para seguir gobernando,empezamos a conocer cuales son sus fundamentos para seguir gobernado. Hay gobernadores provinciales que hace décadas que están gobernando provincias que cada vez se hacen más paupérrimas y siguen en el gobierno .Por otro lado hay empresas que aumentan su producción y así crecen.Cómo hacen para exportar caños de acero para el petróleo o golosinas al mundo o tecnología a paises más adelantados que nosotros.Ellos cargan con el pago de impuestos para mantener a los obsoletos equipos de producción que tenemos y con los cuales no podemos competir ni internamente . No demos mas vueltas a la noria !!! estamos siempre peor que cuando empezamos.

  2. Seguramente no conoce nada de industrias que progresan y otras que cierran por que no pueden competir. Guste o no, esa es nuestra realidad .

  3. bajando persianas vamos a crecer ???’, mira vos!!!!!, asi que todos a la calle que ya vendran nuevos trabajos y todos felices , x q no se dejan de decir boludeces de manual y salen a la calle a laburar mucachos.

Los comentarios están cerrados.