FORTUNA WEB

Youtube

G Plus

Facebook

Twitter

 

06/11/2017

Qué tiene de positivo la reforma tributaria

Por Adriana Piano* / Los puntos que mejoran el sistema impositivo, según el proyecto que el Ejecutivo mandará al Congreso. Los detalles de los tributos que podrían ser más equitativos.
Nicolás Dujovne, ministro de Hacienda, anuncia la reforma tributaria que propone el Gobierno.

El proyecto de reforma tributaria que será debatido en el Congreso y fue presentado por el ministro de Hacienda, Nicolás Dujovne, contiene algunos puntos que sin duda apuntan a mejorar la eficiencia y equidad del sistema tributario.

Se duplica el monto de la deducción especial de Ganancias para el caso de profesionales, oficios y comerciantes que trabajen efectivamente en su negocio. Mientras que se eliminan exenciones para ciertas inversiones financieras, gravándolas a una tasa especial del 15%.

Asimismo, la iniciativa propicia mantener la exención para el caso de acciones con cotización local, en un claro intento de favorecer el desarrollo de nuestro mercado de capitales, el cual puede aportar mucho en cuanto a nuevas y mejores alternativas de financiamiento para el resto de los sectores.

También se deroga el impuesto a la transferencia de inmuebles de las personas humanas, y se lo sustituye por un impuesto a las ganancias de capital por la venta de inmuebles, que establece una alícuota del 15%. Mientras que serán exentos los inmuebles con destino casa-habitación. Estos cambios tendrán efecto a partir de que la ley esté vigente.

Con el objetivo de favorecer la disminución del precio de productos que, más allá de ser utilizados en forma personal, se aplican al desarrollo de actividades profesionales, la reforma deroga el impuesto a celulares, monitores, televisores, autos y motos de gama media. En contraposición se incrementa la alícuota para el caso de aeronaves, embarcaciones y motos de alta gama.

Por otro lado se incrementan las alícuotas o se gravan productos como el whisky, coñac, cervezas, vinos, espumantes, gaseosas y bebidas sin alcohol (con azúcar añadido) y cigarrillos. Si bien este punto de la reforma puede generar controversias, debe destacarse que estos impuestos (denominado “sisas”) tienden a atenuar la regresividad de otros tributos al consumo como el IVA por ejemplo, buscando gravar bienes que no son de primera necesidad o aquellos que en el futuro demandarán un mayor esfuerzo por parte del Estado en atender los problemas de salud que generen en la población.

En definitiva, todas estas medidas apuntan a un sistema impositivo más justo y eficiente, mejorando la competitividad de las empresas, ampliando los puestos de trabajo y promoviendo la inversión.

*Socia por el Departamento de Asesoramiento Fiscal de SMS – San Martín, Suarez y Asociados

Archivado en: , ,

 

 

4 pensamientos en “Qué tiene de positivo la reforma tributaria”

  1. Y como de costumbre en nuestro país ,se concretará la venta de azúcar para exportar ,quitándole impuestos internos ,junto a las bebidas con alcohol .

  2. Se cometen demasiados errores. Por ej. quieren quitarles la excención a mutuales del pago de ganancias. Cuanto desconocimiento de la función social que realizan las mutuales. Las mutuales sostienen la actividad deportiva de miles de clubes en el interior del país conteniendo a muchisimos jóvenes y alejándolos de actividades nocivas. Sin los fondos que destinan las mutuales no podría hacerse absolutamente nada. Pero claro, parece que desde Buenos Aires hay cosas que se desconocen por completo. Poner en igualdad de condiciones a un banco con una mutual denota muchísima ignorancia. Realmente esto es una puñalada por la espalda a Santa Fe y Córdoba principalmente, que es donde el mutualismo es más importante.

  3. Todos los gobiernos de Argentina han gobernado para los ricos. Ahora Macri propone seguir bajando las magras jubilaciones para que los empresarios puedan embolsar más plata, al bajarle los impuestos, y él pueda seguir teniendo fondos para financiar el clientelismo y tratar de seguir en el poder. La solidaridad bien entendida empieza por casa. El Estado debe cumplir su obligación con los jubilados ya que nos obligó a aportar con la promesa de darnos una jubilación digna. Las jubilaciones en Argentina no son dignas. No se pueden bajar. Espero que el Congreso pare este ajuste brutal propuesto por Macri.

Deja un comentario